La vida en el patriarcado: Un pasito p’alante, otro p’atrás

Tal es la vida bajo el sistema patriarcal. Parece que has conseguido algo, que has llegado a algún sitio y enseguida un retroceso, para darnos cuenta de que, despues de todo vivimos bajo un estado que discrimina a las mujeres.
Dos noticias acabo de leer, una buena y esperanzadora y otra mala.
Primero, la buena noticia:
Reino Unido: Por fin el periódico británico The Sun ha dejado de poner fotos de modelos con el pecho al aire en su famosa página 3. Aquí puse una entrada sobre este asunto. No está todo ganado, aunque las fotos no serán de mujeres en topless, las cubrirán con bikini. O sea, que aunque han bajado un poco el volumen, la cosificación de las mujeres continúa. A ver si ese posible que esas imágenes ofensivas desaparezcan del todo, en ese periódico y en todos los medios. Demasiado pedir, no?
La mala noticia:
El gobierno de Japón ha solicitado oficialmente a la editorial de EEUU McGraw Hill el borrar de los libros de texto que se distribuyen en Estados Unidos, información sobre las violaciones en masa llevadas a cabo por tropas niponas durante la Segunda Guerra Mundial. En aquella epoca Japón obligó y coaccionó a muchos miles de mujeres y adolescentes a prostituirse durante ese conflicto bélico. Se estima que unas 50.000 o 100.000 mujeres y menores fueron forzadas a servir como esclavas sexuales para las tropas japonesas, en los territorios ocupados por esta nación como China o Corea del Sur. Sobrevivientes han hablado de que eran violadas por 10-20 hombres diariamente y de palizas y torturas. Muchas de ellas quedaron estériles debido a las enfermedades venéreas y torturas.
La mayoría de estas llamadas “comfort women” (mujeres para proveer “comodidad o placer” y sostener “la moral” de las tropas) fueron coreanas, pero también habían algunas chinas, japonesas, mujeres de otras zonas de Asia y varias europeas. La presión de estas mujeres y sus exigencias de disculpas por parte de Japon han causado que hayan presiones y desentendidos entre país nipón y las naciones vecinas. Por ahora Japón ha reconocido que el crimen ha existido, pero ha intentado banalizarlo y sus disculpas no han sido muy serias. La mayoría de estas mujeres han muerto de avanzada edad y otras causas y con su desaparición se van apagando las voces que han estado exigiendo a Japón una respuesta firme, con indemnizaciones y una apología por esta tremenda violación de los derechos de las humanas. Si el gobierno nipón consigue lo que se propone (por ahora la editorial estadounidense se ha negado pero ya se están borrando las historias de las “comfort women” en los libros de texto japoneses), poco a poco el testimonio del sufrimiento de estas mujeres y uno de los ejemplos más bárbaros de violencia machista desaparecerán de los libros de historia, y con el tiempo, de la misma historia.

Feminismo sin Fronteras: El patriarcado siempre gana

“Mientras otros paises intentan crear oportunidades para salir adelante y proveer un buen comiezo para los/as estudiantes, entre otras cosas quitando o disminuyendo los gastos universitarios, el Congreso de los EEUU continua ignorando el problema” Brandon Wade, fundador de SA.

revolucionesfeministas_seekingEn EEUU cuesta mucho dinero estudiar una carrera universitaria. ¿Cómo solucionar esta situación? Fácilmente, dice el sistema patriarcal, creamos una website donde, con el pretexto de “empoderamiento” hombres ricos pueden violar a estudiantes décadas más jovenes que ellos por dinero. Y luego le damos mucho bombo y platillo en los medios, y lo vendemos como una Pretty Woman moderna y empoderadora.
La website en cuestion se supone que es solamente una plataforma de contactos por internet donde hombres pudientes pagan a chicas jovenes, por una relacion, que puede incluir sexo. Naturalmente, no lo venden así, el texto que ponen en la website es que se trata de una página donde dos partes tienen una relacion “en sus propios terminos” y mutuamente beneficiosa: El hombre (o sugar daddy) consigue una relación ideal y sin compromiso (ya que ya es bastante pesado tener que bregar con la esposa o novia formal y sus exigencias de igualdad), y ellas (sugar babies) consiguen regalos, viajes exóticos y no tener que preocuparse nunca más por “facturas sin pagar” (ya sabemos que a las chicas jovenes aunque estudien lo que les mola de verdad es irse de compras).
Todo este asunto me jode sobremanera por varias razones:
No es una simple website de contactos, es prostitución, un burdel virtual. Se supone que esta website (ya han surgido otras parecidas) tienen mucho exito, SA (odio poner el nombre entero) tiene por lo visto 3.6 millones de miembros/as, incluyendo 2.6 millones sugar daddies y 1 millon de sugar babies. Y por lo visto, quieren ampliar el negocio en España también.
Normaliza roles de género nefastos para las mujeres, las cuales son pintadas (y se suele hablar sobre todo de ellas) como unas ninfómanas que lo único que quieren es dinero y aspiran a ser unas mantenidas. El vídeo promocional tiene tela: “Estas harta de estudiar y hartarte de trabajar para pagar esos prestamos? Buscate un sugar daddy que te mantenga y te mime”
-Medios importantes como el Huffington Post, el New York Times, incluso CNN le han dado bastante bombo y platillo. Aunque procuran que el tono sea algo neutro y no se atreven a hablar de si SA es en realidad prostitución, su discurso es patriarcal y mencionan SA como una alternativa viable para muchas chicas que son afortunadas de poder aprovechar su físico. No se habla mucho del estigma social para ellas (no para los hombres, claro), que han habido casos de violaciones y que en una relación de este tipo en realidad quien tiene el poder es quien tiene el dinero, y en estos casos sigue siendo el hombre. O sea, el patriarcado siempre gana.

Lo más interesante es que, a pesar de todo el márketing que los medios convencionales (y patriarcales) le dan, el número de estudiantes apuntadas es muy bajo, comparado con el numero total de alumnas que hay en las universidades donde SA dice estar. Es imposible verificar cuantos de estos perfiles pertenecen a estudiantes de verdad y cuantos de estos perfiles realmente son activos. La página oficial de Facebook tiene un numero de “fans” muy bajo tambien. Aún así, es repugnante que los medios estén promocionando y normalizando una website que más que contactos, es de prostitución. Aunque la prostitución se vista de seda (y de empoderamiento), prostitución se queda.

“Nos marcan como a ganado vacuno”

Esto es lo que dice Jennifer Kempton en Ohio, Estados Unidos, sobre los tatuajes que puso en su cuerpo el hombre que la obligó a marcarse con un mensaje en el decía que ella le pertenecía a él. El mismo hombre que la maltrató y la prostituyó. En este artículo del periódico británico The Guardian (en inglés) Kempton explica que una vez que dejó la prostitución, una vez que dejó atras una vida horrenda (se intentó suicidar pero la cuerda con la que se iba a ahorcar se rompió), una vez que se había recuperado, esos tatuajes le recordaban el maltrato, los abusos, las drogas. La única solución que se le ocurrió fué acudir a un artista especializado en reparación de tatuajes, y funcionó. No contenta con eso, sabiendo que muchas otras mujeres que habian estado en la misma situación que ella y estaban también marcadas con esos simbolos de esclavitud, decidio crear una organización para pagar sus tatuajes de reparacion. La organización se llama “Survivors Ink” o “Tinta de sobrevivientes”, y tiene como misión, según su website “empoderar víctimas de trata rompiendo las cadenas psicologicas de esclavitud, embelleciendo, borrando o cubriendo cicatrices o marcas las cuales son un recuerdo constante de un pasado violento”. Kempton está recogiendo dinero para poder pagar el trabajo de restauración de los tatuajes de otras prostitutas o víctimas de trata*.
El artículo en The Guardian, aparte de detenerse en la maravillosa labor de Kempton, habla de la vida de muchas de estas mujeres, de sus comienzos en la prostitución, de como muchas de ellas habían sido víctimas de abusos sexuales en sus hogares y se entregan al primer hombre que las hace caso, quien luego las mete en el mundo de las drogas y las prostituye. También el artículo menciona que el “marcar” a “sus” mujeres es una tendencia en alza entre estos chulos que prostituyen a sus novias, esposas y que para ellas el “borrar” estos tatuajes es una manera de volver a ser dueñas de sus propios cuerpos.

Otra mujer mencionada en el artículo, CC Murphy, gestiona una organización para ocuparse de víctimas de trata en Estados Unidos, llamada “Catch Program”. Dice que mucha gente piensa, erróneamente, que estas mujeres traficadas provienen de paises pobres, pero que la realidad no es así. Muchas de ellas son estadounidenses. Dice “La trata está en la puerta de al lado, puede ser algo muy pequeño y muy local. No tiene porque ser una operacion enorme, puede ser algún Pepe en la calle de abajo que esta manupulando y aprovechándose de su mujer y sus hijxs. La trata es mas común de lo que la gente piensa”. Debe serlo, ya que en Estados Unidos es un negocio de 9.5 billones de dólares.

*No, no hago distinción entre prostitución y trata, tanto en la prostitución como en la trata, en mi forma de ver, hay un elemento de coección, tanto si es por tu novio/ marido o por tus circunstancias.

Vídeo de Survivors Ink aquí:

Gracias, patriarcado! La prostitución es empoderadora y otras falacias

El patriarcado causa pobreza en las mujeres, lo cual, naturalmente, al final beneficia al mismo patriarcado. Una prueba es lo que está ocurriendo en Corea del Sur, donde actualmente, ancianas de 70 años, empujadas por el hambre, se tienen que prostituir en los parques y calles de la capital. Son mujeres que en su juventud nunca tuvieron que sufrir tal indignidad, muchas de ellas ya abuelas, muchas de ellas en edad de jubilarse. El gobierno ayuda con una pequeña pensión a mujeres que no tienen marido, pero se lava las manos en el caso de aquellas que sí tienen descendencia, así que muchas no tienen más remedio que recurrir a la esclavitud más antigua del mundo para poder comer si su familiares no pueden o no quieren ayudarlas, cosa cada vez más frecuente en una sociedad que cada vez tira menos de los lazos de sangre.

El patriarcado se beneficia enormemente de todo esto. Por un lado hay más mujeres que hombres llegando a avanzadas edades. Por otro lado, la pobreza les afecta bastante más a ellas que a ellos gracias a los roles de género. A todo esto hay que mezclar la mentalidad patriarcal de que los hombres tienen derecho a atención y sexo, sin importar su edad ni su condición económica. El artículo en Slate (inglés) dice que las autoridades piensan que es malo hacer redadas ya que “los ancianos después de todo tienen que dar rienda suelta a sus necesidades sexuales”. O sea, por muy pobres que sean los ancianos, todavía tienen “derecho” a sexo y a que les cuiden, ya que las mujeres están allí para esto, y ellas siempre son más pobres que ellos. La dignidad, las necesidades de las mujeres no importan.

prostitucion-logoAñado una citación traducida del artículo de Slate. Dice una anciana: “Tengo hambre. No necesito respeto, no necesito honor, solo quiero comer tres veces al día”.

Contrasto esta noticia con otra que leí hace unos días. En el Huffington Post había un artículo sobre mujeres que sí se habían dedicado a la prostitución toda su vida y se encontraban en la misma situación que las que menciono al principio de este posting. Hay un grupo de prostitutas ancianas, que viven a las afueras de una base militar estadounidense (Camp Humphreys) y empresas constructoras quieren echarlas de sus hogares. El gobierno coreano las vió en su momento como “una necesidad” para “amenizar” las bases militares y ahora las ignora. Pobres, enfermas y rechazadas por culpa del estigma social (que las condena a ellas y no a los puteros), estas mujeres no tienen ningún apoyo de la sociedad ni del gobierno. No tienen a donde ir, igual que las otras.

Sociedad patriarcal + capitalismo salvaje= prostitución.

Imágen, Blog de Médicos del Mundo Castilla-La Mancha

“Este es el destino de la prostitución”

El título de este post se refiere a una pintada que se encontró en un burdel en Bagdad después de que un grupo armado, (se cree que fueron milicianos shiíes) asesinaran a un grupo de prostitutas el 12 de julio. El número de víctimas en esta masacre puede ser desde 25 a 29, depende de donde provenga la noticia. Mientras Irak se mueve peligrosamente hacia una guerra civil, grupos de milicianos rivales luchan por el control de zonas de ese país. A medida que la violencia aumenta, grupos de personas especialmente vulnerables como mujeres y niñxs, sufren.
Si los conflictos armados destrozan las vidas de todos los sectores sociales, torturan especialmente la vida de las mujeres, y niñas, las cuales reciben violencia añadida y específica a su sexo: violencia sexual. Y peor todavía que ser mujer es ser prostituta.
“Los mismos hombres que las visitaban las han matado”, esta frase que según parece fue dicha por un vecino del burdel, resume la retorcida relación del patriarcado y la prostitución.

La repanocha de la violencia de género, o sea, la violencia de género multiplicada por 50 tiene que ser la prostitución, especialmente en lugares como Irak, donde muchas mujeres pobres, solas (o sea, sin un hombre que responda por ellas) no tienen más remedio que prostituirse para comer, donde se les niega a las mujeres una forma de mantenerse a sí mismas, donde la prostitución está especialmente estigmatizada, y donde las mujeres son los repositorios de tradiciones misóginas. En este lugar, donde convergen las más brutales formas de opresión a la mujer, donde la religión prohibe el sexo fuera del matrimonio, grupos de milicianos que compran sexualmente a mujeres luego las asesinan para señalar al grupo rival que la zona les pertenece (igual que los cuerpos de las mujeres), como un perro meando en un arbol para demostrar que es suyo.

Y luego, los mismos puteros dejan este mensaje hipócrita (véase el título) tras su brutal matanza.
¿Habrá justicia para estas mujeres? Lo dudo, no sólo por ser mujeres, ni por ser prostitutas, (este tipo de masacres hacia prostitutas han pasado en Irak antes, y además puteros maltratan prostitutas en todos sitios) sino porque actualmente el primer ministro de Irak quiere simpatizar por razones políticas con los chiíes. Pronto serán olvidadas.

Prostitución: Para ella la culpa y para él la disculpa

225798001_cbc477ff80_zEn Canadá han hecho una propuesta para una ley sobre la prostitución, (C-36, es su nombre) la cual convertiría en crimen al putero y al proxeneta, mientras la prostituta no sería castigada. También sería un crimen el anunciar prostitución en los medios, a menos de que sea la misma prostituta la que lo haya hecho, según la website Feminist Current.

Esta nueva ley señala específicamente que la prostitución es una forma de explotación la cual daña especialmente a mujeres y niñxs. Es más, dice textualmente “es importante denunciar y prohibir la compra de servicios sexuales porque crea demanda de prostitución”. O sea, que coloca la culpa de esta explotación en los “clientes”, o sea, los puteros.
Al mismo tiempo, ha salido en Canadá un Tumblr (es un tipo de medio social como Facebook o Twitter, pero más visual) de un grupo llamado Invisible Men, el cual incluye textos sacados de websites donde puteros critican y puntúan prostitutas (sí, tal cosa existe) durante los encuentros sexuales. La mayoría de los comentarios en este Tumblr son francamente asquerosos y hablan con desprecio de estas mujeres (“follarla es como follar un saco de patatas”), de lo que hacen, de su aspecto. Pero lo más interesante es que, igual que la ley C-36, esta website pone el foco de atención en el putero, en sus acciones, en sus razones por abusar de mujeres.
¿Porqué es todo esto importante? Pues porque, aparte de que es fundamental el atajar la demanda para acabar con el problema de la prostitución, hace falta cambiar el discurso social, el cual sigue culpabilizando y estigmatizando a la prostituta y no al putero. Hace unos días, en EEUU, un ejecutivo (Forrest Timothy Hayes) murió de una sobredosis de heroína en su yate. Junto a él, estaba una prostituta, Alix Catherine Tichelman, la cual tras inyectarle la droga y verlo fallecer, se marchó. Las cámaras de seguridad la grabaron mientras se tropieza con el cuerpo y baja las cortinas para que no se vea la escena desde afuera. Inmediatamente los medios se han concentrado en la prostituta: “Las sexy fotos en Twitter de Alix Tichelman” en heavy.com”, “Quien es la prostituta que según parece bebió vino encima del cuerpo del ejecutivo de Google al que ha matado?” se preguntaba el Washington Post mientras dedicaba un largo artículo al aspecto de la “calculadora asesina” Tichelman mientras menciona que el ejecutivo era un “hombre de familia” al que le gustaba pasar tiempo con sus hijxs en su yate. Leyendo el artículo me parece que es repugnante que se hable tan bien de un hombre que usaba prostitutas, a las que conocía a través de una website de prostitución y que se chutaba heroína. Hayes “contrató” los servicios de Tichelman para sexo y drogas, y este hecho es convenientemente disimulado en los artículos que he estado leyendo sobre este caso, los cuales prefieren convertir en asesina a una prostituta y drogadicta la cual seguramente flipó cuando su cliente sufrió una sobredosis y lo único que se le ocurrió hacer fue abandonar la escena. Se está investigando la historia, pero tanto si cometió un crimen como si no, los medios y la opinión pública ya la han declarado culpable.
Otro caso, parece, de “para ella la culpa y para él la disculpa”.
Hay muchas opiniones en cuanto a cómo terminar con la explotación más antigua del mundo, yo también tengo las mías, y lo que sí tengo muy claro es que el juzgar y criticar a las prostitutas no lleva a nada. Veremos progreso cuando se visibilice y se castigue a los puteros y se considere la prostitución como violencia de género.
Foto, Flickr.